martes, 30 de junio de 2009

COBAYAS

Los cobayas (también conocidos como conejillos de indias, cuyo, cuye, curí, curie, curiel, cuis, guimo, y acure) pueden ser las mascotas más enternecedoras y maravillosas.
Pueden vivir de 5 a 7 años o más, así que la decisión de traerlosa tu hogar debe ser hecha cuidadosamente.
Los conquistadores españoles descubrieron que los indios Andinos habían domesticado cobayas (especialmente por su carne y por su piel). En el año 1500 marineros holandeses introdujeron los cobayas en Europa. En 1770 los cobayas llegaron a los Estados Unidos como mascotas. El nombre anglosajón de los cobayas ("Guinea Pig") procede probablemente del hecho de que en su momento eran vendidos por una "guinea". La "guinea" es el nombre de una moneda inglesa de oro, utilizada entre los años 1663 y 1813.

El cobaya es un animal robusto. Su trasero es redondeado y no presenta cola visible. Tiene una cabeza bastante grande en relación a su cuerpo, es una tercera parte de éste. Sus ojos son grandes y están situados uno a cada lado. Las orejas son cortas y redondeadas y pueden presentarse de punta o caídas. Presenta labio leporino (cortado en la parte central) que les facilita la acción de cortar los alimentos. El cuerpo del cobaya está totalmente cubierto de pelo, esto le permite mantener la temperatura constante y no enfriarse, y en el caso del salvaje, favorecer el mimetismo. Éste pelaje está cubierto de un proteína, la queratina, que da elasticidad a la piel. A pesar de tener unas extremidades muy cortas pueden correr velozmente al sentirse intimidado.

Tu mascota dependerá de ti para la comida, agua, atención médica y compañía.
El cobaya es un animal bonito, de carácter dócil, amistoso, que se deja coger y acariciar, se adapta perfectamente a la vida en un piso, sus cuidados son sencillos y económicos, se alimenta sin problemas. Raramente morderá, incluso si se le está haciendo daño, aunque es más probable que se reciba un mordisco de un macho que de una hembra en estos casos.
Se puede tener en un piso pequeño sin problemas, ya que su jaula no es excesivamente grande y no desprenden olores. Sus camadas son bastante más reducidas que las de otros roedores. Se puede transportar fácilmente con todo el equipo y así disfrutar de ellos en nuestras vacaciones o en alguna estancia fuera de casa.
El cobaya es capaz de reconocer a su amo y llamarlo emitiendo unos pequeños chillidos, también es capaz de aprender algunos trucos, como sentarse o levantarse al oír la voz correspondiente, responder a su nombre, aunque para esto se necesita bastante paciencia y tiempo. Con los cuidados adecuados es un animal resistente a las enfermedades y su vida es considerablemente larga, unos 5 - 8 años, aunque se han dado casos de cobayas que han llegado a los 12.
Cuando recién haya llegado a casa, tu mascota apreciará que lo dejes solo por un día para ajustarse al nuevo ambiente. Aunque a los cobayas nuevos no les guste ser agarrados y corran para escaparse, sobornarlos con verduras ayudará a que ganen confianza y se conviertan en unas mascotas mimosas. Los cobayas se sobresaltan fácilmente, así que usa una voz tranquila y movimientos no bruscos para que estén tranquilos. Usa una toalla en tu regazo para los excrementos mientras los sostengas. Cuando lo levantes y lo lleves, sostén su cuerpo entero con las dos manos.
Los cobayas son fácilmente lastimados si se caen, y pueden morderte cuando no están bien sostenidos. Los niños de más de seis años pueden ayudar en su cuidado y alimentación de estas
fabulosas mascotas.
Los niños pequeños deben ser supervisados mientras estén sosteniendo a un cobaya. No se les debe permitir que lo saque por si mismos y lo lleve. Para que tu cobaya viva una vida larga y feliz, encuentra a un veterinario de animales exóticos para su cuidado de salud.
Una consulta de rutina te familiarizará con el veterinario y te dará la oportunidad de hacer preguntas. Él puede chequear por parásitos, mostrarte cómo cortarle las uñas, asegurar que los dientes estén bien y que el cobaya esté saludable. La mejor forma de controlar la salud de
tu cobaya es pesándolo una vez por semana en una balanza de cocina.
A veces el primer signo de enfermedad es la pérdida de peso.


IMPORTANTE: Si tu cobaya muestra cualquiera de estos síntomas ve a un veterinario de inmediato: rechazo a comer y beber; inactividad, respiración dificultosa; estornudo, tos, ojos
apagados, pelaje hinchado, diarrea, sangre en la orina, renguera, pérdida de balance, cabeza inclinada, rascado excesivo o pérdida de pelo. Comportamientos inusuales (como estar acurrucado en una esquina y ser lento para responder) también son razones para alarmarse. Cuando un cobaya esta enfermo, puede empeorarse muy rápidamente. Un veterinario competente es crucial para salvarle la vida. Para cuando muestra esos signos, frecuentemente ya se encuentra muy enfermo. Por esta razón, un adulto debe estar al cuidado diario del
cobaya. La mayoría de las infecciones bacteriales pueden ser curadas en la etapa temprana con antibióticos seguros para los cobayas. No temas llamar a tu veterinario si tienes dudas.
HIGIENE
BAÑO: Los cobayas de pelo largo necesitan que se los bañe mas que los de pelo corto. Un shampoo para los gatitos puede ayudar la sequedad de la piel. Usa un tazón profundo de agua y
sécalos bien antes de regresarlos a la jaula.
CORTE DE UÑAS: El corte de uñas mensual es necesario. Se puede usar un alicate común. Las pequeñas aperturas de los alicates previenen los cortes accidentales de los pies. Evita
cortar la parte viva de la uña. Para las uñas oscuras se puede poner una luz detrás de las uñas para ayudar a localizar esta parte.





CEPILLADO: Un cepillo de metal llega hasta la base del pelaje. El cepillado diario ayudará a remover el pelo suelto y disminuir la pérdida del pelo.



¿UNO O DOS COBAYAS?
Los cobayas son animales de manada que disfrutan de la compañía del uno al otro. Un par de cobayas del mismo sexo (para evitar los embarazos y sus complicaciones) serán más
felices que uno solo.
COMPATIBILIDAD: Es un mito que dos machos siemprese peleen. Cómo se lleven entre ellos dependerá de sus personalidades más que del sexo. A la mayoría les gusta tener un
compañero. Lo más fácil es agrupar dos bebés o un bebé y un adulto, pero los adultos pueden ser agrupados entre sí también. Introdúcelos en un área neutral y abierta.
Observa cuidadosamente por alrededor de una hora. Si se llevan bien puedes llevarlos a una jaula recientemente limpiada (mientras más grande, mejor, ya que va a hacer más exitoso el
agrupamiento). Obsérvalos por otra hora, asegurándote de que se lleven bien. Separa los cobayas que se peleen inmediatamente con una toalla para evitar la mordida.
CUARENTENA: Pon en cuarentena cualquier nuevocobaya por 2 o 3 semanas.

ALOJAMIENTO
¡Mientras más grande mejor! Una jaula grande requiere de una limpieza menos frecuente y provee de un espacio para jugar y ejercitarse. Las jaulas espaciosas hechas de grillas y plástico corrugado son superiores a las jaulas pequeñas comerciales, cuyas rejas inferiores
pueden dañar las patas de los cobayas.
Si no tienes otras mascotas puedes hacer una jaula con la parte superior abierta para una mejor interacción con tu cobaya.
ATENCIÓN: Nunca dejes a un cobaya sin supervisión en presencia de un perro, gato o cualquier otro animal depredador.
TAMAÑO: un mínimo de medio metro cuadrado por cobaya.
NO RECOMENDADO: Las peceras y los cubos de plástico tienen mala ventilación y aísla a tu mascota de sus alrededores limitándole luz, sonido y olor.
CAMA: Cubre el piso de la jaula con alrededor de 3cm de viruta. Los cambios frecuentes de la viruta (cada 3 o 4 días o menos) previenen de los malos olores y mantienen a tu cobaya
saludable.
NO RECOMENDADO: la viruta de cedro contiene aceites aromáticos (fenoles) que contribuyen a los problemas respiratorios. El serrín (demasiado polvoso) y las piedras para gatos no son buenas elecciones.
UBICACIÓN: Elige una habitación luminosa con una temperatura estable de entre 18 a 24ºC, sin exponer la jaula a la luz del sol directa, y ubicarla cerca de actividades hogareñas.
ACCESORIOS: Botella de agua, comedero pequeño y pesado difícil de volcar, una cajita o un escondite para dormir, y un transportín para llevarlo al veterinario o de viaje.

NUTRICIÓN
Todos los cobayas necesitan diariamente::
VITAMINA C: Los cobayas no producen su propia vitamina C y requieren de 10 a 30mg para prevenir una enfermedad llamada escorbuto. Puedes darles gotas o pastillas de vitamina C en
pequeña cantidad.
AGUA FRÍA FRESCA en un bebedero en botella, cambiada diariamente. No agregues vitaminas o medicamentos al agua.
ALIMENTO BALANCEADO
pienso para cobayas de buena calidad sin semillas formulados con vitamina C (aproximadamente ¼ de taza diariamente).

HENO EN CANTIDAD ILIMITADA de buena calidad para ayudar el sistema digestivo y desgastar los dientes. La alfalfa está bien para las hembras preñadas o amamantando, y cobayas jóvenes o adultos malnutridos, pero como su alto contenido de calcio pueden contribuir a la formacion de piedras en la vejiga, dar poco a los demas.
VERDURAS: Sirve una pequeña cantidad de verduras (una taza por día) como una fuente adicional de vitamina C y otros nutrientes. El perejil, la lechuga un pedazo pequeño de
zanahoria, el tomate, los pimientos y la espinaca son muy populares.
Tu mascota también apreciará el pasto fresco libre de pesticidas, el trébol, el diente de león. Introdúcelos a las nuevas verduras gradualmente. Una vez introducidas, dale una variedad diaria para mantener la buena salud.
OPCIONAL: Jugo de arándano sin endulzar es una excelente fuente de vitamina C y puede ayudar prevenir las infecciones urinarias. Diluye el jugo con agua y cámbialo uno o dos veces al día.
NO RECOMENDADO: las mezclas que contienen nueces, semillas, frutas secas, azúcar o jarabe de maíz. Los productos lácteos o de carne (los cobayas son herbívoros). Los piensos para
conejos (no contienen vitamina C y pueden tener antibióticos peligrosos para los cobayas). Las semillas (pueden atragantarse). Las multivitaminas (la sobredosis de vitaminas que no sean C
pueden resultar tóxicas). Evita las verduras crucíferas como los repollos, los coles, el bok choy, y el brócoli (provocan gases y es mejor dárselos cada tanto o nunca). Evita la lechuga capuchina
(iceberg) que provoca excrementos blandos.

TIEMPO DE EJERCICIO
Los cobayas necesitan ejercitarse. Elije un espacio cerrado con un piso que se pueda limpiar fácilmente como el baño o la cocina (cuidado con los cables eléctricos). Las bolsas de
papel o cajitas con agujeros en los costados hacen de buenos escondites. Los jóvenes aman correr por los tubos de PVC, ladrillos, etc. La mayoría disfruta masticar los rollos de cartón como los de papel higiénico (corta a lo largo para más seguridad). Los rollos de papel higiénico rellenos de heno hacen de muy buenos juguetes para los tiempos de ejercicio o para la jaula. Algunos juegan con los juguetes para gatos con campanitas.
NO RECOMENDADO: Las ruedas de ejercicio o pelotas pueden causar daños a tu cobaya.

Con estos breves consejos, seguro que tu cobaya será muy feliz y vivirá muchos años

1 comentario:

aceitunasyestrellas dijo...

Hola
He llegado a tu blog porque tengo un par de cobayas ( Uzi, de un año, y Dos, de tres mesecitos)y estaba buscando información para resolver un percance leve, por suerte ya solucionado.
Lo cierto es que tu blog me ha encantado, aportas información muy interesante, datos útiles para entender a los amiguitos peludos (con o escamas, o plumas, jajaja)y cuentas historias muy tiernas.
Por eso, si me lo permites, voy a incluirte en mi blogroll. Y por supuesto, te seguiré leyendo.
Un saludo. Y gracias.